¿La cosmética «convencional» es segura? | Reflexión

¿La cosmética «convencional» es segura? | Reflexión

Últimamente son muchos los ingredientes cosméticos cuya idoneidad se cuestiona e incluso se «demoniza». Seamos sincer@s nos encanta el alarmismo.

Confieso que antes me dejaba influenciar totalmente por estas corrientes y asumía como verdad absoluta lo que leía sin embargo de un tiempo a esta parte me permito dudar y cuestionarme. Dudo luego existo que diría mi querida CAL.

Parto de que en la Unión europea y en los EEUU los cosméticos han pasado rigurosos controles de calidad con el fin de garantizar que no suponen riesgo alguno para la salud. No obstante siempre hay casos excepcionales e ingredientes que tienen un margen de uso más estricto y precisan de mayor control que otros con independencia de que su origen sea químico o natural. Y es que ya lo decía Paracelso «cualquier sustancia puede convertirse en nociva, todo depende de la dosis«.

En el caso de Europa el principal organismo sobre seguridad cosmética es el Scientific Comitee on Consumer Safety (SCCS). Es un organismo independiente donde científicos realizan todo tipo de pruebas y estudios sobre los ingredientes utilizados en cosmética y en consecuencia recomiendan los % seguros de utilización en cada ingrediente o bien su prohibición. Quiero decir que el uso de ingredientes cosméticos está regulado y supervisado por profesionales y por ello considero que hablar de ingredientes tóxicos y nocivos es crear una falsa alarma. Pero está claro que funciona y a las últimas modas cosméticas me remito (parabenos, siliconas…ampliable al sector alimentario también).

Ojo! una cosa es la seguridad de un ingrediente y otra cosa es su idoneidad, no confundamos conceptos. Yo misma os comento muchas veces que evito algunos ingredientes y miro las fórmulas pero es distinto, hoy os estoy hablando de seguridad. El hecho de que un ingrediente esté permitido no significa que sea el mejor o el más indicado para tu piel pero de ahí a que sea tóxico, cancerígeno….etc hay una gran diferencia y la industria cosmética juega con ello.

Temas aparte son el impacto medioambiental que algunos de estos ingredientes ocasionan – véase los derivados de petróleo obtenidos de recursos fósiles-, el feroz marketing cosmético o la filosofía de ciertas marcas , motivo por el cual creo firmemente en que una cosmética comprometida con nuestro planeta es posible y por ello mi interés hacia la cosmética natural, que en esto lleva bastante ventaja. No obstante creo que cada vez son más las marcas que responden a estas inquietudes y quiero pensar que el futuro será más «verde» pero con independencia de estos detalles sí creo que nuestros cosméticos son seguros.

Claro está que la ciencia tiene que avanzar buscando otras alternativas, posiblemente en unos años echemos la vista atrás y cuestionemos muchas fórmulas, ingredientes…porque todo evolucionará pero ni la cosmética «convencional» es peligrosa, ni la natural es mejor por el simple hecho de ser natural.

Obviamente esta es mi opinión personal no es una verdad absoluta ni pretendo que lo sea, pero creo que causar alarma es muy fácil y especialmente con ciertos temas. No es la primera vez que os invito a dudar de lo que veis/leéis y a informaros, crearos vuestra propia opinión sea cual sea, pero que sea vuestra.

Además de necesarios creo que este tipo de post/reflexiones os pueden ayudar a entender mi visión de la cosmética y a saber qué podéis encontrar en este blog y si encaja con lo que buscáis y es que creo que cosmética convencional y natural pueden ir de la mano perfectamente. En próximos post os hablaré de cosmética natural 😉

Podéis leer otros post sobre ingredientes cosméticos aquí y aquí.

Me encantaría conocer vuestra opinión!

29 Comentarios

  1. 11 marzo, 2016 / 6:41 pm

    Buen artículo para reflexionar y buscar info. Yo hace tiempo intenté encontrar en cosmética natural el tratamiento para mi cutis, sin resultado. Asi que he vuelto a mis cremas kiehls, clarins, lancome…., pero intento que la corporal y cabello sí sea natural. Y como apunte, me da rabia que en los blogs se de tan poca importancia a los ingredientes. Vemos posts de «clones» de labiales, sombras…en las que se muestran los parecidos de colores pero no las similitudes de la calidad de sus componentes.

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 9:45 am

      Por suerte cada vez son más los blogs independientes que nos permiten encontrar mayor variedad de contenido, no sólo lanzamientos y novedades beauty (que también está muy bien eh?)
      Yo creo que ambas cosméticas son perfectamente válidas, la cuestión es dar con aquella que responde a nuestras necesidades 😉

  2. 11 marzo, 2016 / 7:09 pm

    Siempre he luchado contra lo que «se daba por sentado» , durante años y años he escuchado frases como «es imposible que esto te siente mal» «es hipoalergénico» «no contiene nada que pueda hacerte daño» (y efectivamente era cierto porque no contenía nada… ^^’) Y creo que llegué a una conclusión parecida hace tiempo, no todo lo que se considera «seguro» lo es para todo el mundo y no todo lo que es «inseguro» o tiene un alto componenete de riesgo por uso puede hacerte mal.

    Lo principal es la información, conocer tu piel (o conocerte a ti) adaptarte a cambios que a lo largo de tu vida se pueden producir y tener muy claro que muchas cosas incluso pueden funcionarte un día y al siguiente no. Intento desechar productos con un alto componente sintético o químicos agresivos porque se que no me benefician, en algunos casos el producto no los necesita y el resultado de uso sea más perjudicial que beneficioso. Si además su producción, fabricación o eliminación conlleva un gasto ecológico de dificil reparación intento evitarlo (no siempre lo consigo, para ser justos)

    Y si con todos estos pasos consigo tener una actitud un poco más ecofrienly con este regalo redondo llamado mundo pues creo que de paso ayudo a mi piel a estar mejor, estando mejor por dentro la «porteadora» 😉

    Una gran reflexión, si señor ^^

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 9:55 am

      Efectivamente señorita, damos por sentado taaaaantas cosas…lo de que cada piel es un mundo parece un tópico o una respuesta automática y sin embargo es una verdad como un templo.

      Informarse es fundamental aunque no siempre es sinónimo de éxito, la cantidad de productos, tendencias…es abrumadora por lo que tener un criterio propio y que además pueda ser ecofriendly no está de más, creo que otra percepción de la cosmética es posible y me alegro que seamos muchas las que coincidamos ^^

  3. 12 marzo, 2016 / 12:24 am

    Muy bien dicho! yo pienso igual, creo que en unos años las marcas «naturales» y las no tanto estaran en equilibro. Lamentablemente, en mi pais no hay buenos ejemplos de cosmetica natural «segura» (especialmente en lo que a conservantes se refiere), pero bueno asumo que todo mejorara. Pero sí, es increible la cantidad de desinformacion y mala interpretacion de los estudios, yo prefiero leerlos atentamente para luego dar un punto de vista sin favoritismos, me parece lo mejor.
    muy buena tu reflexion! Besos!

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:02 am

      Yo tb lo creo (y espero), considero que ambas cosméticas pueden convivir perfectamente y como todo es bastante cíclico espero que retomemos de nuevo un ritmo más eco, más artesanal y que seamos más responsables con el medio porque al fin y al cabo es lo que va a determinar nuestra calidad de vida.

      Estudios hay muchos pero como en otros tantos campos tb hay intereses y el mundo de la cosmética mueve mucho mucho dinero y a veces no está de más pararse y pensar si lo que nos están vendiendo es realmente mejor o novedoso o mero marketing para generar nuevas «necesidades».

      Gracias por reflexionar conmigo!

  4. 13 marzo, 2016 / 2:07 pm

    Amén hermana! Poco más que añadir, porque pienso exactamente lo mismo ^^ Cada piel es un mundo, y por suerte hay ingredientes prácticamente para todos los tipos!

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:04 am

      Exacto!
      Y no por el mero hecho de ser natural es mejor que por ser «convencional», creo en que ambas cosméticas son perfectamente combinables 😉

  5. Cris (Cosméticos al desnudo)
    13 marzo, 2016 / 2:08 pm

    Yo sí creo que la cosmética es segura, aunque me permito dudar y poner en duda lo que leo, incluso artículos o estudios científicos, lo que no quiere decir que no me fie, yo me fio de los cosméticos que utilizo, pero creo que hacerse preguntas te ayuda a entender mejor el mundo y evitar alarmismos innecesarios, dudo luego existo 😀
    También te digo que dudo más o me fio menos de la eficacia de los cosméticos que de su seguridad. sobre cosmética natural coincido contigo en el tema del medio ambiente, a mi me preocupa el planeta, creo que necesitamos un cambio de mentalidad, industria y consumidores, porque es insostenible así que bienvenidas sean las marcas que aportan su granito de arena

    Un besote

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:11 am

      Bueno la eficacia ya sería un debate a parte porque desde que «se» leer un poco las etiquetas – en gran parte gracias a tí- me indigno cada vez más!
      Yo tb creo q la cosmética es segura, la clave es saber qué ingredientes te convienen y cuáles no y hasta qué punto son puro marketing las novedades o modas que nos intentan hacer creer – que tb reconozco que no es tarea fácil….-

      Y por supuesto una cosmética más sostenible creo q es posible y debemos aportar nuestro granito de arena como consumidoras 😉 Unbesazo

  6. Anna
    13 marzo, 2016 / 5:21 pm

    Hola!
    En honor a mi verdad, no tengo una opinión muy fundada al respecto.
    Soy asidua del sector R: Reciclar (compostaje orgánico incluído), Reutilizar y Reparar, y la frase «desarrollo y consumo sostenible» me hace orejitas, permitidme la expresión. Soy partidaria de vivir en un mundo verde, pero de ahí a vivir sin conservantes ni colorantes y a ir en burra a trabajar, va un abismo.

    Uso cosmética con parabenos y de cultivo ecológico. Intento evitar los tóxicos en mi vida, pero si los hay no me fustigo por ello.

    Buena reflexión, Raquel
    Muxutxos | Anna

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:22 am

      jajajaja me ha encantado lo de «ir en burra» #muyfan

      Yo tb reciclo absolutamente todo y sin embargo es increíble la cantidad de residuos que generamos, de verdad, todos los días al reciclado cuando no es cartón es plástico pero bueno al menos contribuimos poco a poco 😉
      Yo intento valorar hasta que punto marcan la diferencia algunos ingredientes y en consecuencia decido pero tampoco me fustigo por ello 😉

      Gracias por reflexionar conmigo!
      Bs!

  7. arantxa
    13 marzo, 2016 / 5:42 pm

    Yo antes no me preocupaba de nada, compraba lo que me recomendaba la dependienta de turno y prau pero ahora cada vez hay más información disponible en la red y trato de ir informada antes de comprar, me gustan sobretodo las opiniones independientes (como la de este blog) porque son las que te dicen la verda.
    También es verdad que la filosofía medio ambiental de una marca nos debería influir, cosas como usar cartón reciclado o directamente no ponerle caja a los cosmeticos o tener programas de reciclaje, debemos darnos cuenta de que salvar el planeta depende más de nosotros que de las autoridades, nada de decir cosas como que no separas la basura porque pagas la tasa de basuras, hay que tomarse el esfuerzo hasta de usar el quinto contenedor.
    La verdad es que me encanta la filosofía de este blog y estoy descubriendo verdaderos tesoros gracias a ti.

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:37 am

      Bueno este es un blog personal y mi opinión no es una verdad absoluta aunque si trato de dar otro punto de vista e invitaros a cuestionar lo que se da por hecho. Hay que ser un poco inconformista!
      Yo reciclo absolutamente todo pero tb me sorprendo de la cantidad de residuos que generamos, es increíble! me paso el día reciclando y aun así me parece que no es suficiente!!!

      Gracias por tus palabras 😉

  8. 13 marzo, 2016 / 7:07 pm

    Buenísima reflexión.

    Yo no soy detractora de ninguno de los dos tipos de cosmética. De echo, soy usuaria de las dos y ambas me funcionan bien porque me aportan lo que busco en ellas.

    Cada cual que utilice lo que le parezca, siempre informándose de que la firma que utiliza sea de fiar y haya pasado los controles de calidad pertinentes.

    Un beso!

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:44 am

      Totalmente de acuerdo, yo tb uso ambas y es más, me parecen perfectamente combinables. Creo que el hecho de usar una no implica desechar la otra aunque su filosofía sea distinta.
      Lo importante es saber qué compramos y efectivamente qué controles ha pasado.

      Un besazo!

  9. Ana Felicidad
    13 marzo, 2016 / 9:10 pm

    Yo creo que se está endemoniando Algunos ingredientes químicos de la cosmética, que son totalmente seguros, como los parabenos o las siliconas, dándose por sentado, que los productos que no las contienen son mejores que estos, cuando no hay ningún estudio científico que así lo demuestre.
    Ahora está muy de moda la cosmética natural, pero a veces es necesario que determinados activos contengan en su composición conservantes para mantener sus propiedades y la estabilidad de la fórmula. Así que seamos sensatas, Y utilicemos lo que realmente nos funciona, ya que hoy en día, como tu bien dices en tu post, todos los productos que están en el mercado pasan controles de calidad, y son seguros. Ahora toca buscar y probar los que sean idóneos para nuestra piel.

    • Raquel Herrán
      Autor
      14 marzo, 2016 / 10:49 am

      Efectivamente 😉 El sector cosmético se aprovecha tb de las dudas que generan estos ingredientes en la sociedad y de repente todo sin parabenos, sin siliconas….realmente sabemos lo que son? para que sirven? como afectan a nuestra piel? como bien has dicho seamos sensatas y dudemos un poco de modas y tendencias.

      Otra cosa es que valoremos qué ingredientes nos van mejor y cuales no, pero eso ya es una cuestión aparte. Gracias por comentar!! ^^

  10. 15 marzo, 2016 / 4:02 pm

    Fantástica entrada Raquel, y eso que si demonizo algunos ingredientes, jajaja pero porque veo por unas cosas u otras que no me van bien, o directamente me dan miedo…
    En cambio no hago siempre caso a las modas, como la de las siliconas para el cabello, en el mío no noto mayor problema y creo que hay cosas que me hacen peor aun.

    ¡Un besote!

    Con tu permiso linkaré esta entrada en una que tengo escrita «demonizando» algo ^_^ a ver cuando la termino de pulir para que vea la luz.

    • Raquel Herrán
      Autor
      1 abril, 2016 / 8:26 am

      Claro! yo tb hay ingredientes que si puedo evito y por ejemplo ,aunque es moda, lo de los sulfatos en los champús lo he notado un montón. Pero de eso a alarmar tanto con ciertos ingredientes… hay que entender que hay mucho negocio detrás 😉 aunque tb es necesario tener la opción de valorar por uno mismo qué quieres en tus cosméticos.

      A tope en estas últimas semanas linda ^^

  11. 16 marzo, 2016 / 3:49 pm

    Me ha encantado este articulo, opinamos igual que tu.
    Nos encanta el alarmismo, hoy decimos que «tal ingrediente» es nocivo y cancerígeno, y mañana podemos cambiar y decir que es de lo mejor.
    Es cierto que hay ingredientes que son mejores que otros, por nuestro tipo de piel o porque no son los mejores para utilizar diariamente ( como los parabenos o siliconas), pero de ahí a rechazar por completo algunos porque hoy se dice que son malos o porque TODO LO NATURAL parece estar de moda y ser lo mejor…va un abismo.
    La tendencias están muy bien, pero admitir simplemente que algo es malo porque ahora esta de moda..es ignorancia pura, tenemos que probarlo personalmente.
    Nosotras siempre que una firma cosmética o productos naturales pasen controles de calidad, estamos dispuestas a probar sus efectos, otra cosa es que nos gusten o nos vayan mejor o peor en nuestra piel, en ese caso decidiremos si seguir usándolos o no.

    Como siempre un placer leerte , nos encanta tu filosofía 🙂

    • Raquel Herrán
      Autor
      1 abril, 2016 / 8:30 am

      Efectivamente, las modas tienen un efecto increíble y muchas veces asumimos conceptos simplemente por lo que vemos o leemos. Ni lo natural es lo mejor ni lo convencional o de síntesís es cáncer asegurado pero nos encanta el drama.

      Por supuesto que creo importantísimo el derecho a formarnos una opinión y decidir en consecuencia que ingredientes quiero o no en mi cuerpo, pero que sea una elección nuestra no que nos la imponga el negocio de la cosmética 😉

      Gracias lindas por compartir vuestra opinión ^^

  12. 17 marzo, 2016 / 5:28 pm

    Yo he intentado usar cosas que son naturales, otras que son supuestamente naturales y otras que se que no son nada naturales.
    Lo siento mucho pero yo respondo por lo que me funciona, sin complicarme mucho ya en las formulaciones.
    He intentado muy mucho usar productos de herbolario y marcas naturales, pero no me funcionan; mismamente el aceite de árbol de te a mi me deja la piel como la lija y a mis granos no les hace nada, siguen creciendo, no se secan y encima me hacen mucho daño.
    Me gustaría que se tuviese en cuenta el daño que se crea para conseguir ciertos productos y regulasen mas las cosas para que eso no fuese posible, pero no llego a saber como.
    Un besote.

    • Raquel Herrán
      Autor
      1 abril, 2016 / 8:34 am

      Tú misma te has dado cuenta que un cosmético por el hecho de ser natural no es mejor que uno de síntesís y opino lo mismo que tú.
      En la medida que puedo incorporo esta cosmética xq me gusta su filosofía pero si mi piel no responde obviamente seguiré usando la «convencional» y además firmemente convencida. Otro aspecto es que intentemos ser más responsables con el medio ambiente…que creo q es algo que poco a poco se va a ir imponiendo 😉

      Un besazo linda

  13. 18 marzo, 2016 / 9:34 am

    Yo no me siento segura utilizando cosméticos convencionales. Y cada vez que utilizo aceites o extractos, mi piel me lo agradece. Me hace desconfiar esos nombres tan extraños de los componentes, mientras que en una crema (por ejemplo) de ingredientes naturales puedes llegar a saber qué lleva al 100%. Acetatos, sulfatos, aceites minerales, parafinas, sodios… sabemos cuáles son sus efectos en nuestro organismo? La gran mayoría no, hay una desinformación brutal sobre estos aspectos y yo seguiré mi camino hacia lo más natural posible, porque así me lo pide mi piel, mi cuerpo y mi conciencia.

    • Raquel Herrán
      Autor
      1 abril, 2016 / 8:41 am

      Efectivamente hay mucha desinformación sobre este tema y pocos estudiosconcluyentes pero en gran parte es interesada, el generar estas dudas en el consumidor vende y mucho. A mí me encantaría que mi cosmética fuera natural xq creo firmemente en su filosofía y en su compromiso y sin embargo tengo q tener mucho cuidado con aceites esenciales por ejemplo. No obstante cada vez hay más marcas naturales, orgánicas…y más opciones, lo cual me alegra enormemente.

      Creo que lo importante es que podamos tener una opinión formada y que seamos nosotros los que decidamos que cosméticos usar, no que nos lo imponga ninguna moda o tendencia. Es fantástico encontrar una rutina con la que te sientes realmente contenta en todos los aspectos.

      Gracias por compartir tu opinión ^^

  14. makeupNav
    18 marzo, 2016 / 11:11 am

    Estoy harta de oír que los productos de cosmética natural, son mejores solo por el hecho de ser naturales, como si la palabra natural indicara, que no hay ningún ingrediente irritante en la fórmula, como si por el hecho de eliminar las siliconas de nuestra vida fuéramos a tener una piel perfecta.
    Hace unos días, hablaba con una amiga que tiene una hija adolescente. Ahora mismo, esta desesperada con los brotes de acné que sufre. Anteriormente había conseguido mantenerlos a raya, gracias a una crema de farmacia con peróxido de benzoilo. Pero una buena samaritana le comió la cabeza acerca de lo malísimos que son los productos químicos para la piel, que era mejor que se pasara a la cosmética natural de su herbolario y ahora además de gastarse una pasta tiene la cara como una paella.
    De verdad, porque no somos algo críticos con la información que nos llega, y escuchamos a nuestro propio cuerpo. Nos iría mucho mejor, en distintos aspectos de nuestra vida, también en nuestra piel.

    • Raquel Herrán
      Autor
      1 abril, 2016 / 8:46 am

      Pues sí, totalmente. Muchas veces nos dejamos llevar y eso es lo que aprovecha la industria, ya sea convencional o natural, aprovechan nuestras dudas y nuestra desinformación y lo cierto es que les funciona.

      Yo soy la primera que pruebo muchas novedades pero ahora tb ls cuestiono, me gusta invitar a reflexionar y remover un poco conceptos que asimilamos sin pararnos a pensar, en este caso si son realmente efectivos o beneficiosos para nuestra piel. El peróxido es uno de los ingredientes más efectivos en el tratamiento del acné y son muchas las personas a las que ha ayudado de forma definitiva ante este problema.

      Que seamos nosotros quienes elijamos nuestros cosméticos, sean como sean, pero que no nos lo imponga la industria cosmética.

      Gracias por compartir tu opinión ^^

  15. conidenciasyalgomas
    7 abril, 2016 / 2:56 pm

    Me encantó el artículo, hay tanto bombardeo en las redes acerca de los ingredientes cosméticos que ya hasta uno tiene miedo de usarlos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Looking for Something?